La vuelta al cole con un ERP es más llevadera

Comienza un nuevo curso y las empresas educativas vuelven a su rutina habitual, proyectando su actividad para los próximos meses de trabajo.

Para empezar el nuevo periodo docente de la mejor manera es necesario realizar un trabajo previo de administración y gestión de datos en el que la tecnología tiene un papel cada vez más decisivo.

En el entorno del sector educativo, en especial las empresas que cuentan con diversas sedes separadas geográficamente, un elemento clave es optimizar las tareas y gestiones administrativas, desde la contratación de profesores para cada centro, hasta la gestión del alumnado y el pago de sus matrículas, pasando por la utilización de aulas y la gestión de proveedores.

Es por esto que las herramientas ERP ocupan un lugar cada vez más importante en todo tipo de empresas del sector educativo (guarderías, centros escolares, universidades privadas, escuelas de negocios, academias, etc.). Éstas proporcionan funcionalidades de gestión contable y recursos humanos, además de funciones de seguimiento y control del alumnado que se adaptan a las necesidades específicas de cada centro.

Un ERP permite administrar el día a día de la empresa y su funcionamiento, controlar y visualizar necesidades, planificar la demanda futura de recursos, entre otras cosas. Todo ello permite un considerable ahorro de costes a largo plazo, sobre todo si se combinan con la utilización de herramientas propias de los CRM que permiten un seguimiento personalizado de cada posible cliente.

Es por ello que aGora ERP se postula como una opción completa para este tipo de centros, al ofrecer herramientas útiles para la gestión administrativa del centro, como la gestión comercial de las solicitudes de información sobre la oferta académica de éste.

Puede haber una correlación directa entre la transformación digital y el aumento de los ingresos. De hecho, las organizaciones que son reacias a avanzar en su viaje hacia la transformación digital están perdiendo la oportunidad de ver crecer sus ingresos.

La transformación digital de una empresa educativa es un proceso imperecedero y continuado que debe formar parte de la cultura y la política de empresa, puesto que requiere de la inversión económica y el compromiso de todo el equipo del centro para la repercusión positiva de dicha inversión.